octubre 26, 2011

El Jardín de la Locura

Aparece y tu estómago se llena de mariposas, tus ojos de brillo y tus momentos de sueños y deseos. No puedes (ni quieres) que salga de tu mente. Tus hormonas hierven y tu pulso se acelera. Sientes que tus manos alcanzan el Cielo, tu vehemencia reta al Infierno y tus latidos ahogan todo el ruido del Mundo.

Te ve y el dolor desaparece. Te toca y el tiempo se detiene. Todo a su alrededor pierde importancia, y pareciera emborronarse, alejarse, desaparecer. Su calor, su aroma, su voz, su sonrisa, su mirada. Eso es todo lo que importa en esos momentos.

Miles de ángeles y demonios te rodean en todo momento. (El Bosco estaría orgulloso.) Tú no los puedes ver, pero los puedes sentir. Tentándote, inspirándote, llevándote a la Última Perdición y a la Gloria Eterna instante a instante. Todo o nada. Vivir y morir. Aprender y olvidar.

Deseas con toda el alma ser una mejor persona. Poder ofrecerle toda tu fuerza, toda tu pasión, todo tu discernimiento, toda tu comprensión. Proteger, enseñar, complacer, provocar, sentir...

Locura. Pierdes la cabeza y un poco más. Y no es que no puedas tener control de tus emociones. Es que resulta más sencillo y placentero dejarlas correr libres y sin ataduras. Porque una parte de ti puede sentir sin tener que verlo la forma en que te está correspondiendo. Es recíproco, intenso, cómodo, mágico. Ambos lo sienten, lo saben, lo desean.

Y repentinamente es como si abrieras los ojos por primera vez. Como si descubrieras en un instante el verdadero significado de la belleza, el placer, la iluminación, la vida... El mundo es un jardín, hermoso y salvaje.

Has llegado al punto sin retorno. Has saltado al vacío, y cualquier tipo de temor o duda resultan irrelevantes. Has caído en la divina trampa. Te has enamorado.

Welcome to the Garden of Madness!

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Me encanta! No tengo palabras... Describe completamente el sentir del amor, has reflejado como algo que se supone que, aun sintiéndolo, es abstracto lo puedes incluso tocar! Estar enamorado es genial!!

Lobo Gris dijo...

Es la ventaja de las metáforas. Cuando identificas la sensación, si encuentras la metáfora adecuada es posible comunicarla para que los que también la han sentido lo entiendan.

Verdaderamente enamorarse es de las cosas más intensas, placenteras y apasionantes. Yo lo adoro.

La Guarida del Lobo © 2008
Original Template by: SkinCorner